¡Hola! En este post queremos daros algunas claves para decorar un salón de diseño y personalizar esta estancia siguiendo nuestros gustos y necesidades.

El salón es una de las primeras estancias en las que ponemos más esmero a la hora de decorar la casa. Esta, que suele ser la zona más amplia de la vivienda, es también el lugar en el que solemos pasar mayor tiempo, tanto solos, como con nuestros invitados. De ahí la importancia de que esta habitación esté decorada a nuestro gusto y sea lo más confortable posible.

¿Cómo es un salón de diseño?

Entre todos los estilos en los que podemos basarnos para decorar el salón, el salón de diseño se caracteriza por ser moderno, sencillo, funcional y elegante.

Si estos cuatro adjetivos te definen, está claro, el salón de diseño está hecho para ti.

Claves para decorar un salón de diseño

Si quieres que tu salón sea el modelo perfecto de un salón de diseño…¡Atención a los siguientes consejos!

¿De qué color pintar un salón de diseño?

Los colores más adecuados para pintar las paredes de nuestro salón de diseño son los neutros. Tales como el gris, el blanco, el negro o el beige, quedarán ideales con la decoración y los muebles propios de un salón de diseño.

Suelen emplearse colores monocromáticos, aunque los salones de diseño, al ser modernos, pueden quedar muy bien algunos toques de colores más atrevidos. Pero en su justa medida y siempre con la premisa de que más vale poco que mucho.

El toque de color podemos añadirlo en los textiles, el sofá, los cuadros o los pequeños detalles de la decoración.

A ser posible, techos altos

Un salón de diseño con techos altos, será más de diseño que uno de techos bajos. Eso es así. Por eso, si tenemos la posibilidad de elegir la estructura de la vivienda, mejor optar por los altos.

Los techos altos son perfectos para dar amplitud y luminosidad. Además, así tendremos más opciones en cuanto a la lámpara.

Apuesta por el equilibrio

El un salón de diseño el equilibrio es fundamental. Por ejemplo, si tenemos la suerte de que nuestro salón de diseño es muy amplio, si colocamos elementos pequeños, se perderán en el espacio y perderán valor.

Por eso en este tipo de salones amplios, es mejor optar por menos elementos decorativos, pero más grandes. Esto es aplicable a sillones, cuadros, figuras, lámparas…

Salón de diseño con lineas limpias y rectas

Un salón de diseño es, a fin de cuentas, un espacio de diseño limpio, simple y minimalista. Y como tal, su decoración y muebles también deben respetar estas premisas.

Deberemos apostar por muebles y decoración con líneas rectas y limpias. Y no podemos olvidarnos de no sobrecargar con decoración. De esta forma sólo conseguiremos el efecto contrario al que buscamos. Recuerda… ¡En este caso menos es más!

Decoración de paredes en un salón de diseño

Estas estancias, como venimos diciendo a lo largo de todo el artículo, se diferencian de otros estilos por estar compuestas por menos elementos. Y esto es algo que aplicamos también a las paredes.

En la decoración de paredes de muebles de diseño, mejor optar por un sólo cuadro y de gran tamaño, que por varios más pequeños.

De igual forma, podemos optar por colgar una composición de tres cuadros grandes, o fotografías, en orden, en una pared donde sólo coloquemos estos elementos.

Los muebles estrella en un salón de diseño

En Muebles Francisco Martínez podrás observar que los muebles de diseño para salones modernos, son sencillos, pero muy funcionales. Ya que apostamos por muebles a simple vista, más simples, lo adecuado es que escondan mucho más de lo que parece. También son ideales los muebles que esconden cosas, como un minibar o incluso la televisión.

Si quieres, puedes añadir un mueble más clásico y de diseño para dar un punto más personal y especial al salón. Por ejemplo un sillón, las sillas o una escultura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *